Yo y Espaldamaceta

12,0017,00

Hay algo ciertamente conmovedor alrededor de la crudeza. La crudeza asusta porque por lo general, preferimos que nos apacigüen el camino, pero, al mismo tiempo, la crudeza es bella, es transparente, es sincera y es capaz de mostrarnos la pureza en los momentos más oscuros. Yo y Espaldamaceta, el nuevo disco de José Juan González, lleva al extremo el concepto de crudeza, desnudándose en cada canción y desprendiéndose de todas las emociones vividas en los últimos años. Para componer las canciones de este disco José Juan partió de ciertas limitaciones: Canciones con un tempo de 60 bpm. Solo dos cuerdas alternadas. Dos compases antes de entrar. Nada de coros, nada de instrumentación. Voz y guitarras como únicos aliados. Y, aunque durante un tiempo le atrajo la idea de adentrarse en una grabación convencional, con metrónomo, probando coros, bajos, y baterías, al final decidió suprimir todo. Y fue así como nació Yo y Espaldamaceta, un disco en el que ha conseguido reconciliarse consigo mismo, un disco de aceptación, sin reproches ni inseguridades. Espaldamaceta suena desgarrador y doloroso, pero entre todo ese dolor florece la belleza de haber encontrado la paz, la calma y la tranquilidad. Joan Pons (El Petit de Cal Eril) supo entender a José Juan y lo acompañó durante todo el camino hasta culminar este nuevo disco. Un disco que puedes llegar a amar o que quizás puedas llegar a odiar, pero que no puede dejar indiferente a nadie. Espaldamaceta nos invita a acompañarlo en este descenso a lo más profundo, hasta que te das cuenta, tal y como él dice de que “el tiempo te ha curtido, chaval”

Neteja
Quantitat
Música
Tracklist
Crèdits